FINANZAS

Por - CNEC
14-10-19 13:42

La importancia de las nuevas tecnologías financieras en las empresas

Emilio Rivero. Estratega de política pública y regulación en Bitso.

                                

Si bien a veces no se siente como tal, debido a nuestras ocupaciones, trabajo y vida diaria, la realidad es que estamos viviendo un momento clave en la historia de la humanidad. Es un hecho que con el desarrollo de las nuevas tecnologías, los individuos tenemos cada vez más el poder de imaginarnos cómo queremos que funcione el mundo y participar en volver estas visiones una realidad.

Hemos sido testigos cómo a través de un proceso iterativo, la sociedad se ha visto inmersa en cambios tecnológicos, resultado de una necesidad de mejorar y simplificar procesos, mismos que hace apenas 30 años no existían.

                                

Avances en el siglo XXI: desde medicina hasta finanzas

La forma en la que nos comunicamos, estudiamos, trabajamos e interactuamos en sociedad ha cambiado de manera significativa. Sin embargo, existen procesos y actividades que continúan sin cambios mayores, mismos que representan una enorme oportunidad para que las empresas puedan crear soluciones que adapten procesos tradicionales con el uso de nuevas tecnologías.

Todavía queda mucho espacio de innovación y disrupción.

Por ejemplo, en el sector salud observamos lo que probablemente sea uno de los desarrollos más importantes de la humanidad: se denomina CRISPR/Cas9, que se refiere a secuencias que contienen fragmentos de ADN y que juegan un papel clave en los sistemas de defensa bacterianos, ya que dan la posibilidad de cambiar los genes dentro de los organismos para de esta forma prevenir enfermedades.

En ciencias de la computación somos testigos de increíbles avances en inteligencia artificial, los cuales están permitiendo a las máquinas aprender por sí mismas de sus errores, mejorar los procesos y la toma de decisiones.

Pero el sector financiero no se queda atrás: vemos cómo el desarrollo y adopción de redes digitales públicas sirven para hacer pagos electrónicos entre individuos, así como envíos internacionales, además de la globalización y descentralización de los sistemas de confianza. Lo anterior está desatando una revolución digital con el potencial de cambiar la forma en cómo las personas intercambiamos y manejamos el flujo de información.

                                

El parteaguas de la tecnología financiera

Tomando a la tecnología como una herramienta valiosa, las empresas pueden empezar a desarrollar nuevos modelos de negocios y construir soluciones efectivas para mejorar la vida de los individuos. Diversas plataformas de tecnología financiera han surgido de este razonamiento, buscando hacer más libres y accesibles los servicios financieros, incluso para las personas que actualmente no cuentan con acceso al sistema financiero tradicional, reduciendo los costos y comisiones, manejando el dinero de sus usuarios de forma tan fácil como mandar un mensaje de texto, todo sin importar en qué lugar del mundo se encuentren.

Actualmente usamos nuestros teléfonos inteligentes prácticamente para todo y ya estamos llegando a un punto donde los servicios financieros están migrando a los dispositivos móviles. Ya hay más personas con teléfonos inteligentes que usuarios del sistema financiero tradicional, lo que abre las puertas a una infinidad de posibilidades.

Al final, hay que tener en cuenta que la tecnología es un catalizador para crear casos de uso que a los usuarios les hagan sentido; sin ellos la tecnología es simplemente tecnología.

Las últimas décadas nos han demostrado que los avances tecnológicos tienen resultados reales en la mejora del acceso a los servicios financieros, especialmente al reducir los costos y extender los servicios a áreas rurales o remotas, donde las sucursales bancarias tradicionalmente no existen.

                                

Criptomonedas en la era tecnológica

Estamos seguros de que en los próximos años continuaremos viendo nuevos casos de uso para las criptomonedas. En México, algunos de los principales casos de uso que hemos observado son las remesas y las transferencias internacionales.

Con criptomonedas, cualquier persona, incluso aquellas sin acceso a servicios bancarios, pueden enviar y recibir dinero de sus familiares en el extranjero en cuestión de segundos y de forma segura, pues ya no se exponen asistiendo a una sucursal a retirar el dinero en efectivo. Esto ya es una realidad, y las plataformas existentes están trabajando todos los días para aumentar su adopción y reducir esta brecha de desigualdad en servicios financieros. Podemos asegurar que, con sistemas tecnológicos de esta naturaleza, el bienestar de las familias mexicanas irá en aumento.

Finalmente, regreso a la idea de que las empresas que implementen este tipo tecnologías para mejorar sus procesos van a poder controlar de manera mucho más eficiente su lucha contra el fraude, percibirán mejor las necesidades de sus clientes, ofrecerán un mejor servicio y asegurarán que su empresa cuente con herramientas que la harán perdurar en el tiempo y además, garantizarán la confianza de sus clientes.






SOLICITAR INFORMACIÓN
Nombre*
Apellidos*
Empresa*
Correo electrónico*
Teléfono
Sector
Comentarios