FISCAL

Por - CNEC
12-12-19 23:24

Simplificación administrativa a través del programa Súmate

Dulce María Alvarado Farías. Integrante de la Comisión Fiscal 2 del Colegio de Contadores Públicos de México.

El 20 de agosto de 2019, Arturo Herrera Gutiérrez, actual secretario de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), y Margarita Ríos Farjat, jefa del Servicio de Administración Tributaria (SAT), pusieron en marcha el programa Súmate, que consiste en incentivar la formalidad e incrementar el cumplimiento de obligaciones fiscales para promover la cultura contributiva de quienes realizan actividades económicas y se encuentran en la informalidad.

Actualmente y de acuerdo con datos del Inegi, la economía informal aporta el 22.70 % al Producto Interno Bruto (PIB).






Como se puede observar, existe un gran porcentaje de participación de la economía informal en el PIB; aunado a esto, México es uno de los países miembro de la OCDE que tiene una baja recaudación fiscal, por lo que existe una gran diferencia en comparación con otras naciones. La actual administración puso en marcha el Plan Nacional de Desarrollo (PND), que se centra tres ejes:

·Justicia y estado de Derecho.

·Bienestar.

·Desarrollo económico.

 

Invitación a la economía formal

El eje rector del desarrollo económico busca implementar nuevas políticas para aumentar la productividad y el uso eficiente de recursos para contribuir a un crecimiento de desarrollo económico, equitativo, competitivo e incluyente. Es importante invitar al sector informal a ser parte de una economía formal, de manera que las microempresas no registradas o pequeños negocios que ocupan trabajadores que no estén registrados, puedan gozar de ciertos beneficios, así como también cumplan con sus obligaciones tributarias.

El Art. 31, fracción IV, de la Constitución, señala que es obligación de los mexicanos contribuir para los gastos públicos, así de la federación como de los estados, de la Ciudad de México y del municipio en que residan, de la manera proporcional y equitativa que dispongan las leyes.

Es importante considerar que hay un gran porcentaje de personas que ejercen actividades económicas no formalizadas y tampoco inscritas en el Registro Federal de Contribuyentes (RFC); como consecuencia, no están cumpliendo con sus obligaciones tributarias (no contribuyen al pago de impuestos ni al gasto público).

Hoy en día un gran número personas del sector informal carecen de información necesaria para incorporarse a la formalidad, por tal razón la SHCP a través del SAT, busca combatir la informalidad por medio del programa Súmate el cual, además de buscar una mayor recaudación fiscal, también ofrece diversas facilidades y beneficios tales como acceso a créditos, seguridad social, entre otros.

De manera adicional, pretende reducir la informalidad por medio de incentivos económicos y fiscales que sean atractivos para la economía subterránea, es decir, la que se oculta deliberadamente de las autoridades fiscales en cuanto al pago de impuestos u otras contribuciones.

Arturo Herrera señaló que el espíritu del programa es “hacer una transición fácil y sin costos financieros y operaciones para regularizarse”, por lo que uno de los objetivos es apoyar a las personas a inscribirse al RFC, o en su caso, a actualizar su situación fiscal, para contribuir con el crecimiento económico que garantice el desarrollo igualitario entre los mexicanos.

Los beneficios de incorporación a la formalidad son:

· Generar mayor seguridad entre consumidores y clientes.

· Explorar nuevos mercados e incluso exportar productos.

· Mejores oportunidades de financiamiento.

· Generar fuentes de empleo.

· Contribuir al gasto público dentro de un marco de legalidad.

 

¿A quiénes va dirigido el programa Súmate?

Entre otros negocios y profesiones, se incluyen entre los más populares: restaurantes, papelerías, locales en mercados, médicos, dentistas, mecánicos, estéticas, transporte terrestre de pasajeros, entrega de alimentos preparados, renta de inmuebles (departamentos, bodegas, oficinas, casa habitación, entre otros.).

Las entidades federativas que forman parte del programa son: Aguascalientes, Colima, Chihuahua, Ciudad de México, Guanajuato, Morelos, Oaxaca, Nuevo León, Sinaloa, Sonora, Yucatán y Zacatecas.

Para poder llevar a cabo la implementación, el SAT dotará el personal capacitado, mismo que asesorará a las personas en materia de cumplimiento fiscal (inscripción al RFC, cumplimiento en presentación de declaraciones, pago de impuestos y asesoría fiscal), en el caso de aquellas personas que ya se encuentren inscritas en el RFC y no se encuentren regularizadas. Pero también podrán recibir la asesoría que requieran en relación a la presentación de declaraciones y pago de impuestos, tales como:

· Generación o actualización de contraseña.

· Activación del servicio tributario.

· Actualización o cambio de domicilio.

· Aumento o disminución de obligaciones.

· Reanudación de actividades.

· Apertura o cierre de establecimientos.

· Emisión de opinión de cumplimiento, por mencionar algunos.

 

Adicionalmente, otro de los objetivos es llevar a cabo talleres fiscales para brindar asesoría en relación al régimen fiscal al que pertenezcan quienes se acojan al programa Súmate; en el caso de aquellas personas que formaron parte del Régimen de Pequeños Contribuyentes (repecos), se les dará apoyo para la inscripción al Régimen de Incorporación Fiscal (RIF), siempre y cuando cumplan con todos los requisitos para pertenecer a dicho régimen.

En relación a trámites estatales, se apoyará también a la actualización o inscripción en el padrón estatal de contribuyentes o verificación de pagos correspondientes a contribuciones locales.

 

Bienestar para la población

El programa Súmate forma parte de las recomendaciones que la OCDE ha hecho a México, con la finalidad de buscar una mejor calidad de vida y mayor bienestar para los mexicanos; es por eso que actualmente se han implementado las reformas estructurales que permitan buscar un crecimiento, sólido, sostenible e incluyente.

Es importante mencionar que el programa Súmate es voluntario, sin embargo, aquellas personas que aún se encuentran en la informalidad y no se apeguen al programa, es posible que en cualquier momento puedan ser sujetas a ser fiscalizadas, ya que actualmente uno de los objetivos de la presente Administración es buscar que quienes realizan actividades económicas informales cumplan en forma correcta y oportuna con sus obligaciones fiscales.

El personal asignado por el SAT acudirá a los negocios y domicilios para atender todo lo relacionado al programa; cabe destacar que toda la asesoría que se reciba no tendrá ningún costo, asimismo es importante mencionar que el programa Súmate concluirá el 15 de diciembre de 2019.

 

Conclusiones

El programa Súmate es una buena oportunidad para las personas que pertenecen a la economía informal, ya que por medio de aquel se está haciendo una invitación cordial a incorporarse a la formalidad para contribuir con el desarrollo económico del país mediante el cumplimiento de las obligaciones fiscales, y como consecuencia, contribuir con el gasto público.

Sin embargo, es prioritario tener en cuenta que la cultura contributiva debería ser parte de la educación desde niveles muy tempranos. Es muy probable que aquellas personas que no se sumen al programa podrían ser fiscalizadas en un futuro no muy lejano, pues en la actualidad las autoridades fiscales cuentan con herramientas que le permiten llevar a cabo medidas de fiscalización; este es un llamado como mexicanos para cumplir con nuestros compromisos siempre con apego a la ley y por supuesto, contribuir al gasto público.






SOLICITAR INFORMACIÓN
Nombre*
Apellidos*
Empresa*
Correo electrónico*
Teléfono
Sector
Comentarios