CARDINAL

Por - CNEC
12-12-19 22:33

Paquete Económico 2020: entre el impulso social y limitaciones para el gasto público

David Carrillo Murillo. Coordinador de proyectos en DTP Consultores y vicepresidente de la CNEC. Ingeniero civil y doctor en Economía e Ingeniería de Negocios cum laude en el Karlsruher Institut für Technologie (KIT), en Alemania. Ha publicado más de 20 artículos de investigación en revistas, memorias de conferencias y universidades a nivel internacional. Es autor del libro Demand and Supply Interactions in Transport Models: The case of Hinterland Transportation (2011), y ha impartido cursos de transporte y evaluación de proyectos en Italia y México. Consultor, asesor, conferencista y perito en Alemania y México, cuenta con experiencia en planeación, evaluación técnica y financiera de proyectos de infraestructura de transporte ferroviario, movilidad, puertos, de carga y pasajeros, así como en proyectos logísticos, de comunicaciones y gasoductos.

 

 

El Paquete Económico 2020 refleja austeridad para el próximo año. Si bien se han fortalecido los programas sociales, el presupuesto se destinará para salud, hidrocarburos, energía, educación y seguridad.

 

Posteriormente, se destinará para infraestructura carretera, caminos rurales y mantenimiento; para el sector ferroviario se observa una inversión modesta enfocada en cuatro proyectos, destacando el impuso para retomar las obras faltantes del Tren Interurbano México-Toluca. Asimismo, se han asignado recursos para el desarrollo en ocho puertos y recursos para el mantenimiento y la adquisición de equipo en aeropuertos.

En el sector educación se tiene un presupuesto considerable para el desarrollo de universidades, construcción de planteles y mantenimiento de la infraestructura educativa. Con respecto al sector hidráulico, se empieza a destinar el gasto público en proyectos clave como presas, canales, plantas de tratamiento de aguas, pero con presupuestos menores a lo planeado.

Por otra parte, la distribución del gasto público es muy importante para la prospectiva económica del próximo año, debido a que de ello dependen sectores muy importantes como los de la consultoría y la construcción. Es por eso que la reducción del gasto en algunas dependencias impacta directamente al sector privado, sobre todo a las micro, pequeñas y medianas empresas que, de acuerdo con los datos de la Condusef, generan el 72 % de los empleos y el 52 % del Producto Interno Bruto (PIB).

Por ello, a pesar de que el presupuesto del próximo año tendrá un mayor impulso social, es importante analizar cómo será el desarrollo de infraestructura para la mejora o creación de servicios públicos.

 

Ley de Ingresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2020

Publicada el 25 de noviembre de 2019,la Ley de Ingresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal de 2020 prevé que los ingresos presupuestarios provienen de cuatro fuentes:

1. Ingresos petroleros, relacionados a hidrocarburos a través de Petróleos Mexicanos (Pemex) y transferencias del Fondo Mexicano del Petróleo para la Estabilización y el Desarrollo (FMPED).

2. Ingresos no petroleros tributarios,a través del cobro de impuestos.

3. Ingresos no petroleros no tributarios, por derechos por la prestación de servicios, productos y derechos por el uso o aprovechamiento de bienes del dominio público.

4. Ingresos por organismos y empresas del Estado, como la Comisión Federal de Electricidad (CFE), el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).

 

Para el resultado en el año 2019, la actividad industrial y la inversión han mostrado una mayor debilidad, mientras que por otro, las exportaciones no petroleras continúan presentando una tendencia positiva, acompañadas por un desempeño estable del mercado laboral con crecimientos en el salario real.

Por lo anterior, se muestra una disminución de ingresos petroleros de 13.5 % con respecto al año 2018, y un aumento de 0.6 % por ingresos no petroleros. Cabe mencionar que el menor recaudo de ingresos petroleros se debió a una reducción de las transferencias del FMPED del 27.8 %, mientras que el mayor ingreso no petrolero se obtuvo a través de derechos, servicios y aprovechamientos con un incremento de 15.4 %.

Para el 2020, Pemex seguirá recibiendo los beneficios fiscales como la exención del pago del dividendo al Estado con base en el análisis sobre el entorno internacional en el mercado de hidrocarburos y para permitir que se fortalezca la comercialización de productos en el mercado interno, que requieren de inversiones que se enfocan también en la plataforma de producción.

El déficit financiero de Pemex asciende a 62,623.5 millones de pesos (mdp) y considera un monto adicional de 30,177.5 mdp para considerar la disminución del precio del petróleo de 55 a 49 dólares por barril; cualquier variación al alza en este rango (superávit), se utilizará para reducir el déficit financiero.

Con respecto a la CFE, al cierre fiscal de 2019, se obtuvo un resultado positivo por menores costos de generación por el bajo costo de los combustibles, menores pagos en el mercado eléctrico mayorista y las transferencias del Gobierno federal, siendo éstas las de mayor relevancia que salvan a la empresa de números rojos. Por ello, también se decidió que la empresa no pagara dividendos al Estado. En este sentido, el monto de los ingresos por proyectos de infraestructura productiva de largo plazo de inversión financiada directa y condicionada de la CFE, fue de 257,138.2 mdp.

La Ley de Ingresos publicada consideraba un ingreso estimado de 6 billones 107,732.4 mdp, sin embargo, el ajuste de ingresos de 2019 fue a la baja, considerando 6 billones 96,335.80 para la Ley de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2020. El ajuste se reflejó en los impuestos percibidos, derechos sobre bienes públicos y aprovechamientos del Estado.

En los impuestos percibidos hubo un ajuste a la baja de 6,396.60 mdp por concepto del impuesto sobre la renta, mientras que en aprovechamientos hubo una actualización a la baja de 5,000.0 mdp. En total la reducción de la Ley de Ingresos para la Ley de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2020, tuvo una reducción de 11,396.60 mdp.

 

Ley del PEF para el Ejercicio Fiscal 2020

El 22 de noviembre de 2019, después de ser modificada por la Cámara de Diputados, la ley de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) 2020 fue aprobada.

Dentro de las reasignaciones del Proyecto de PEF (PPEF) al PEF 2020 en los ramos autónomos, hubo una reducción de 4,490.9 mdp, sin embargo, el resultado final de estas reducciones representa un incremento de 6.36 % con respecto al PEF 2019.

De hecho, en el PEF 2020 se eliminó de los ramos autónomos al Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación como resultado de los cambios en el sector de educación, y se agregó la Fiscalía General de la República para darle la autonomía necesaria con un presupuesto aprobado de 16,702.2 mdp, la cual se encontraba como la antigua Procuraduría General de la República (PGR) bajo los ramos administrativos en el PEF 2019.

En los ramos administrativos, ya se encuentra la partida presupuestal para la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana con un presupuesto de 59,150.7 mdp para el PEF 2020, en tanto que para todos los ramos administrativos hubo una disminución de 3 % con respecto al PEF 2019, lo que denota el Plan de Austeridad de la Administración pública federal.

Los ramos generales registran un aumento de 4.4 % con respecto al PEF 2019, mientras que el IMSS y el ISSSTE recibieron un incremento de 9.8 % en el presupuesto de este año con respecto al año anterior. Pemex y CFE también recibirán un aumento, pero de 6.8 % con respecto al año pasado.

Si comparamos el segundo año del presente sexenio con el sexenio anterior, podemos observar que las dependencias con mayor gasto programable serán la Secretaría de Energía, con casi 15 veces el presupuesto destinado para el PEF 2015, mientras que la Secretaría de Educación Pública tendrá un incremento del 6.5 %.

 

Tocante a las dependencias con menor asignación de recursos con respecto al segundo año del sexenio anterior, la Secretaría de Gobernación tuvo una reducción de 92 %, y el Consejo Nacional de Ciencias y Tecnología tendrá 23.9 % menos de presupuesto que en 2015.


Las dependencias que podríamos mencionar se mantuvieron relativamente estables en asignación de recursos del PEF en 2015 y 2020 por conceptos de inflación, son la Función Pública, Pemex, salud y los tribunales agrarios en gasto programable.

 

Desglose del PEF 2020 para infraestructura

Antes de iniciar con las asignaciones presupuestales para el próximo año, es importante indicar las condiciones de contratación “exclusivas” que se presentan año con año en el Presupuesto de Egresos de la Federación.

El monto máximo de adquisiciones, arrendamiento y servicios por adjudicación directa en 2020 será de 549 mil pesos más IVA, y por invitación a cuando menos tres personas será de 3 millones 787 mil pesos más IVA, dependiendo del presupuesto autorizado de cada dependencia.

El monto máximo en servicios relacionados con las obras públicas por adjudicación directa en 2020 será de 820 mil pesos más IVA, y por invitación a cuando menos tres personas será de 10 millones 149 mil pesos más IVA, dependiendo del presupuesto autorizado de cada dependencia.

Con respecto al desarrollo de infraestructura, cabe mencionar que si bien el término del Túnel Emisor Oriente es una contribución a la liberación de recursos del PEF 2020, en el rubro de erogaciones plurianuales para proyectos de infraestructura no se asignaron recursos. Esta decisión contrasta claramente con el desarrollo de infraestructura pública para proyectos de larga envergadura y que no estarán presentes por lo menos en los primeros dos años de la Administración pública federal.

En contraste, para los proyectos de Asociación Público Privada (APP) se cuenta con un monto total de inversión de proyectos autorizados en ejercicios anteriores por 44,901.9 mdp para dar certeza a los desarrolladores de este tipo de proyectos. Por otra parte, la inversión estimada prevista por el sector privado para 2020 es de 7,862.1 mdp, en tanto que el pago anual estimado para 2020 por proyectos de APP asciende a 9,072.8 mdp.

Para los proyectos de infraestructura productiva de largo plazo que se desarrollarán a través de la CFE, se autorizó un monto de inversión directa para nuevos proyectos en 2020 de 2,760.7 mdp.

Para carreteras alimentadoras y caminos rurales se asignó a la SCT un presupuesto de 255.5 mdp para construcción, mientras que para la conservación de este monto asciende casi 10 veces para quedar en 2,451.7 mdp; para estudios y proyectos se tiene un presupuesto de 80 mdp. Dentro del Programa de Infraestructura en el medio rural también se autorizaron 4,337.6 mdp para el mantenimiento de caminos rurales.

Dentro de los recursos para la adaptación y mitigación de los efectos del cambio climático se autorizó un presupuesto de 192.5 mdp para la reconstrucción y conservación de carreteras. En cuanto a la conservación y mantenimiento carretero se dispone de un total de 9,525 mdp; mientras que para estudios y proyectos de caminos rurales y carreteras alimentadoras se destinarán 7,355 mdp.

 

Gráfica de inversión carretera por estado

Para la construcción de Universidades para el Bienestar Benito Juárez García, la SEP cuenta con un presupuesto autorizado de 296.2 mdp; y dentro de los recursos para la atención de grupos vulnerables se tienen considerados 246.9 mdp. Para el ramo de educación en el programa de reconstrucción se asignaron únicamente 1.8 mdp, y en el Fondo de Aportaciones Múltiples se contará con 14,897.1 mdp para el desarrollo de infraestructura educativa.

Por su parte la Sedatu, para el Programa de Mejoramiento Urbano, contará con 2,680.8 mdp, provenientes de las erogaciones para la igualdad entre mujeres y hombres, los recursos para la adaptación y mitigación de los efectos del cambio y de las acciones para la prevención del delito, combate a las adicciones, rescate de espacios públicos y promoción de proyectos productivos. Dentro de los recursos para la atención de grupos vulnerables se asignaron también a esta secretaría, 2,168.2 mdp para el Programa Nacional de Reconstrucción.

Dentro de los recursos para la adaptación y mitigación de los efectos del cambio climático, para la infraestructura de agua potable, alcantarillado y saneamiento, se contará con 1,009.6 mdp.

Con respecto a las zonas metropolitanas en el país, se asignaron 3,300 mdp al Fondo Metropolitano el siguiente año bajo el Ramo 23.

Por otra parte, el Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social contará con 10,390.9 mdp para los estados, y 75,332.6 mdp para Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal. El Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de los Municipios y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal dispondrá de 86,838.5 mdp, mientras que el Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas tendrá una bolsa de 47,447.2 mdp.

El programa nacional de reconstrucción prevé 9 mdp para educación, 333.3 mdp para salud, 333.3 mdp para cultura y 2,168.2 mdp para desarrollo agrario, territorial y urbano.






SOLICITAR INFORMACIÓN
Nombre*
Apellidos*
Empresa*
Correo electrónico*
Teléfono
Sector
Comentarios